La disfagia es una alteración asociada a las molestias o problemas al tragar. La persona que padece esta enfermedad  tiene dificultades para formar en la boca el bolo alimenticio (la porción de alimento que se debe tragar) o para que el bolo se desplace desde la boca hasta el estómago.

Esta enfermedad puede ser peligrosa porque puede provocar problemas respiratorios y nutricionales. Fácilmente, sino hay una correcta adaptación de la dieta a la patología, la persona puede desnutrirse. Para evitarlo, hay que realizar un plan de cuidados específicos como tratamiento de la disfagia. Lo más importante es modificar la consistencia de los alimentos, esto no implica que la dieta siempre deba de ser triturada. Hay que valorar el grado de disfagia que padece la persona para valorar su textura de ingesta.

En nuestro curso de atención domiciliaria en personas dependientes tratamos esta patología tan común en edad avanzada mostrando los principales cuidados en la dieta a tener en cuenta y recursos culinarios, ya que no solo hay que tener en cuenta la textura de la comida para su deglución, sino para que también sea apetitosa.

Así pues, en el taller práctico, nos centramos en uno de los principales cuidados en al dieta de la disfagia que es la consistencia. Modificamos la consistencia de los alimentos y bebidas y, controlamos la cantidad a ingerir para facilitar la deglución de la comida.

Importante tener en cuenta que, para ello no es necesario abusar de las texturas trituradas, ya que en ocasiones, podemos empeorar otros sistemas del organismo por no hacerlos funcionar, pues se atrofian. Provocar este problema también puede conducir a la desnutrición.

Así pues, en el curso realizamos las siguientes recomendaciones frente una disfagia.

  • Modificar la consistencia de los líquidos añadiendo espesantes.
  • El solido transformarlo en otras texturas que faciliten su deglución tipo: triturados, purés, pudding, miel, …
  • Evitar la combinación de texturas, líquido y sólidos.

Son necesarias estas actuaciones para evitar broncoaspiraciones (aspiración de los alimentos dirigiéndolos al pulmón en lugar del estómago) pues, evitando el riesgo de ahogo e infecciones respiratorias.

Así que, en nuestro taller práctico de modificación de texturas damos a conocer como un mismo plato puede realizarse en distintas texturas. Esto implicó conocer distintas técnicas culinarias e ingredientes con acción espesante como fue; la gelatina, el alga agar-agar, la goma xantana, distintos tipos de harina, entre otros ingredientes.

Damos la enhorabuena a todas por el gran taller que realizaron.

 

 

+ info sobre disfagia: https://www.nestlehealthscience.es/condiciones-medicas/salud-cognitiva/disfagia